¿Cuáles son los principales tratamientos para niños y adolescentes?

tratamientos-adolescentes

No solo los adultos pueden necesitar en algún momento el apoyo terapéutico de un psicólogo para superar una dificultad. La infancia y la adolescencia son periodos vitales en los que un apoyo especializado puede ser determinante para cuidar la salud emocional. ¿Cuáles son los principales motivos por los que niños y adolescentes reciben apoyo psicológico en psicoadapta.es?

Cuándo pedir apoyo psicológico

1. Seguramente, en algún momento habrás escuchado el tópico frecuente de que la infancia es la etapa más feliz de la vida. La realidad es que la tristeza también tiene presencia en la niñez, como demuestran los casos de depresión que se dan. La irritabilidad, la apatía, el aislamiento social, el pensamiento negativo y la baja autoestima son algunos de los síntomas que pueden ayudarte a identificar una depresión infanto-juvenil en una persona cercana. La muerte de un ser querido, un cambio importante en la familia o el aislamiento en el grupo de amigos pueden ser factores que desencadenen un sufrimiento anímico que va más allá de la tristeza.

tratamientos-adolescentes

2. Un diagnóstico de hiperactividad que afecta de forma directa al comportamiento del alumno en clase y también a su ritmo de aprendizaje es uno de los principales motivos de visita al especialista. Algunos de los síntomas son los siguientes: cambiar de forma repentina de una tarea a otra, dificultad para seguir indicaciones a modo de instrucciones, dejar tareas a medias… Aunque el diagnóstico de hiperactividad, con o sin déficit de atención, es uno de los más diagnosticados, las dificultades de aprendizaje en general también muestran un obstáculo para el que, en muchos casos, se necesita un apoyo.

3. Durante la infancia y la adolescencia, la persona también puede necesitar apoyo emocional ante una situación de acoso escolar que afecta de forma directa a su autoestima. En la adolescencia, esta situación también puede derivar en el ciberacoso.

4. También son posibles los trastornos de conducta, por ejemplo, las mentiras frecuentes que muestran una distorsión de la realidad. También los impulsos de agresividad sin controlar o la desobediencia constante y la falta de respeto a la autoridad de los padres o el profesor. En este tipo de circunstancias, la terapia puede ayudar a crear nuevas actitudes.

5. Uno de los mayores sufrimientos es aquel que está marcado por la desesperanza. Así ocurre, por ejemplo, en un paciente que tiene ideas suicidas. Este tipo de situación es más frecuente en la adolescencia que en la infancia. Un diagnóstico temprano es clave para prevenir que la tristeza aumente. Sin embargo, algunas personas reprimen su malestar interno, intentan ocultarlo en su entorno. La adolescencia es un periodo de cambio personal en el cual el joven comienza a buscar su propio camino en la vida.

Cuidar la salud emocional

Es posible que hayas observado cómo a veces se utiliza el concepto de salud para remitir únicamente, al bienestar físico. Sin embargo, no hay que ignorar la importancia de la salud mental. En los casos descritos anteriormente es fundamental pedir ayuda psicológica, iniciar un proceso y abordar la situación con diferentes estrategias de tratamiento.

No votes yet.
Please wait...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *